Escrito por Tendenzias

El agua forma parte de nuestras vidas

Desde pequeños, nuestros padres siempre han insistido en que debemos beber agua porque es muy importante para la salud. Nosotros les hacíamos caso aunque no entendíamos muy bien el por qué. Sin embargo, cuando nos hacemos mayores nos damos cuenta de que el agua es básica para poder tener un organismo saludable. El 70% de nuestro cuerpo está compuesto de agua y, por lo tanto, nosotros tenemos que nutrir nuestro cuerpo tomando una cantidad de agua diaria mínima. Para tener una hidratación adecuada, debemos ingerir como mínimo entre 6-8 vasos de agua diarios.

Dada la importancia del agua, es aconsejable que cuando no estamos en casa llevemos siempre con nosotros agua. Por ejemplo, para muchos jóvenes que van a la biblioteca a estudiar y pasan muchas horas delante de los apuntes, es recomendable que lleven agua embotellada. O, cuando hacemos deporte, es fundamental beber agua ya que mientras hacemos ejercicio el cuerpo gasta agua y, por lo tanto, debemos ir reponiéndola.

Pero, por el contrario, si estamos en casa también tenemos que tener agua mineral a nuestro alcance. Podemos tener tanto agua embotellada como dispensadores de agua domésticos que nos abastecerán de agua en el momento que lo necesitemos.

Tanto en casa como fuera de casa, es recomendable que tengas agua de calidad cerca de ti. Lo notarás y lo notarán. Beber bien y a menudo es una máxima en toda dieta saludable y equilibrada.