Escrito por Tendenzias

La contaminación y la salud del cerebro

Un estudio reciente elaborado con ratones sugiere que la exposición a largo plazo a la contaminación del aire puede ocasionar cambios físicos en el cerebro, así como problemas de aprendizaje, de memoria e incluso, depresión. Esto viene a sumarse a los efectos nocivos que la polución ejerce sobre el corazón y los pulmones.

Los resultados sugieren que una exposición prolongada al aire contaminado puede tener efectos negativos visibles en el cerebro, lo cual podría ocasionar varios problemas de salud, especialmente a las personas que viven y trabajan en áreas urbanas muy contaminadas.  En el estudio, los ratones estuvieron expuestos, unos a aire filtrado, otros a aire contaminado, durante seis horas diarias, cinco días a la semana, durante diez meses, lo que es casi la mitad del período de vida del ratón.

Los ratones que respiraron el aire contaminado tuvieron más dificultad para aprender diversos ejercicios a los que fueron sometidos, y les costaba más recordar lo aprendido. En otro experimento, los ratones expuestos al aire contaminado mostraron más comportamientos depresivos que los ratones que respiraron aire filtrado, además de niveles de ansiedad conductuales más altos en una de las pruebas.

Los investigadores realizaron pruebas en el área del hipocampo del cerebro de los ratones para buscar respuestas. Los ratones expuestos al aire contaminado tenían menos espinas dendríticas  en algunas partes del hipocampo, dendritas más cortas y una complejidad celular general reducida. Todo esto habla de menor conexión neuronal.

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos